Pennington: Sparano está hecho a la medida para los Jets

Con el fichaje de Tony Sparano como el nuevo coordinador ofensivo de los Jets, tiene sentido preguntarle a Chad Pennington su opinión.

"Tony es un italiano fogoso y le encanta el fútbol. Es un loco por el fútbol", dijo Pennington durante una entrevista telefónica desde su hogar en Tennessee. "Le encanta. Creo que disfruta pasar el tiempo con los jugadores. Le encanta esa parte del juego. Ciertamente comprende que se trata más de jugadas y ejecución".

Pero Sparano sabe bien que las jugadas y la ejecución importan mucho. Cuando dejó a Dallas para convertirse en el nuevo técnico de los Miami Dolphins en el 2008, transformó a un equipo que había terminado la temporada anterior con marca de 1-15. En el primer año de Sparano, los Dolphins ganaron la división Este con marca de 11-5 y Pennington, exmariscal de los Jets, celebró la mejor temporada de su carrera, logrando un sinnúmero de hitos personales: 321 lanzamientos completos, 3,653 yardas y un índice de tiros interceptados de 1.47, saldo que le valió para 19 touchdowns y siete tiros interceptados, un balón suelto perdido y un rating de mariscal de 97.4.

"Ya que lo conozco como director técnico, creo que le exigirá a su ofensiva tres cosas", dijo Pennington. "Primero, ser un equipo físico. Segundo, evitar los errores de balón. Y tercero, evitar jugadas negativas. Más o menos fue nuestra receta para el éxito en el 2008 y nos ayudó a hacer historia en la NFL".

Una nueva frase en la jerga de la Liga es "jugadas que ganan trozos", conocidas en inglés como chunk plays. O sea, jugadas que ganan grandes cantidades de yardas camino a un touchdown durante una marcha anotadora que recorre casi todo el campo de juego. Como hemos detallado anteriormente, no se vieron con mucha frecuencia en el ataque verdiblanco de esta temporada, pero sí en el juego ofensivo de los Dolphins en el 2009 y 2010.

"No tiene que ser un tiro de 40 yardas a lo largo del campo. Puede ser un tiro corto o intermedio que luego gana yardas en trozos", explicó Pennington. "(Sparano) reconoce la importancia de tales jugadas. Ayuda a tu ataque a relajarse un poco y tener más éxito. En la NFL, no siempre se puede avanzar el balón de manera metódica en cada serie ofensiva. Necesitas jugadas que ganan yardas en trozos para hacerte la vida más fácil".

Le pedí a Chad que se pusiera el mismo traje de analista que usó esta temporada comentando para Fox Sports mientras rehabilitaba su hombro y rodilla, y que nos ofreciera su pronóstico sobre Mark Sánchez.

"Vi a los Jets jugar un poco aquí y allá esta temporada", dijo Pennington. "Y creo que lo más importante para Mark será usar el 2011 como un año de aprendizaje y concentrarse en estudiar vídeos este verano. Aprender de los vídeos y enfocarse totalmente en los vídeos y el trabajo que tiene por delante, y utilizar el año como un peldaño más en el camino al éxito. Ésa es la clave. No puedes hacer borrón y cuenta nueva y olvidarte completamente de lo que sucedió".

Pennington entonces se puso su casco de mariscal para recordarle a la afición de algo más importante sobre Sánchez.

"Tienen que recordar que fue titular en el fútbol universitario solo un año. Es un mariscal joven, tres años en la Liga. Nunca tuvo la oportunidad de cometer errores a puertas cerradas", dijo. "Siempre ha estado en el escenario mayor porque es el titular. Tiene que madurar y mejorar. Y creo que es solo cuestión de tiempo. La pelota está en su cancha".

Le pregunté a Chad sobre la trayectoria de la última década: Fue una selección de primera ronda de los Jets en el 2000. Luego llevó al equipo al título de división en el 2002, cuando lo compararon con Joe Montana. Y ahora contempla un futuro incierto.

"Es muestra de cuán rápido vuela el tiempo. Nunca lo crees hasta que está al otro lado de la ecuación", dijo con una risa. "Me va muy bien. De verdad me encanta ser el padre de tres varones. Intento destilar toda las emociones que se sienten cuando te preguntas si seguir jugando o no, o si continuar con el resto de mi vida. Estoy bregando con eso ahora mismo. Si bien no es la cosa más dura del mundo, sí te plantea varios retos".

Entonces, ¿significa que el mismo jugador que ganó anteriormente el premio Comeback, que se otorga al futbolista que más hace para recuperar su nivel tras una lesión o bajón en rendimiento, no intentará regresar una vez más?

"No sé si volveré a jugar. Hay días que siento que sí y días que siento que no. Creo que el interrogante mayor es si puedo confiar en la condición de mi hombro, si puedo mirar a mi entrenador directamente en los ojos y decirle 'Puedes confiar en mí'.", confesó Pennington.

Si no podemos confiar en el hombro de Pennington, sí podemos confiar en su palabra. Afirma que Sparano es un entrenador ideal para los Jets.

"Le tengo mucho respeto y cariño al entrenador Sparano", dijo. "Creo que es un técnico fantástico. Lo que trae está hecho a la medida para los Jets".

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.

Advertising