Wilkerson puede ser un novato, pero no es ningún enclenque

En el partido de pretemporada del lunes contra los Giants, el liniero defensivo novato Muhammad Wilkerson le demostró a la afición algo que sus compañeros ya sabían: que es un tipo duro en el físico y el genio para jugar fútbol americano profesional.

En el tercer cuarto, cuando los Jets estaban arriba por 7-3, un tiro de 7 yardas de los Giants dio paso a una bronca entre dos pesos completos, Wilkerson, que mide 6 pies 4 pulgadas y pesa 315 libras, y el corredor Brandon Jacobs, quien es igual de alto y casi tan grande. Los dos se enredaron al final de la jugada, y un Jacobs molesto le tiró un puño a Wilkerson. Wilkerson respondió y ambos fueron expulsados del partido.

"Es un tipo muy competitivo que no tiene miedo de meterse en la pelea", afirmó el profundo Jim Leonhard. "Fue una jugada dura típica del fútbol y pasó lo que pasó y fue desafortunado como acabó todo. Pero te gusta ver eso en los jugadores jóvenes. Será un jugador agresivo para nosotros".

Wilkerson, la selección de primera ronda de los Jets y un futbolista que nació en Linden, Nueva Jersey, reconoció que no debió haber perdido la cabeza, pero no pidió disculpas por sus actos.

"¿Fue una reacción inteligente? No. ¿Me arrepiento de ella? No", declaró Wilkerson durante una rueda de prensa telefónica el martes. "Así es el fútbol y no dejaré que nadie se aproveche de mí".

En su tercer y último año en la Universidad de Temple, Wilkerson fue titular en los 12 partidos de los Owls y sumó 9.5 capturas, 70 paradas, incluyendo 13 para pérdidas y dos que resultaron en balones sueltos. Y aunque durante el cierre patronal no pudo entrenar en las instalaciones de los Jets, el técnico Rex Ryan pudo facilitarle a Wilkerson un manual con los esquemas defensivos el único día que suspendieron el conflicto laboral por órdenes de un juez. Y después Wilkerson encontró a dos compañeros de equipo que se enfocaron en ayudarlo en su transición al juego profesional.

"Lo estudié cada día", dijo Wilkerson. "También me reuní con Sione [Pouha] y [Mike] DeVito, y con el resto de la línea defensiva la semana que Mark [Sánchez] invitó a los muchachos a entrenar en el oeste. Fue lo que me ayudó tener una transición tan suave en la pretemporada".

Desde que Wilkerson se reportó para la pretemporada, ha sido evidente su talento y habilidades. Es más ágil que un defensa típico de su tamaño, y debido a su fuerza física, es un duelo difícil para cualquier liniero ofensivo.

"He tenido una buena pretemporada", declaró Wilkerson. "Quise llegar y trabajar duro cada semana. He mejorado desde el primer partido de pretemporada y quiero seguir haciéndolo durante toda la campaña".

Tras minutos limitados en tres encuentros de pretemporada, Wilkerson suma seis paradas. Le queda un partido de práctica el jueves contra Philadelphia en el estadio MetLife. Ryan destacó en su rueda de prensa que los novatos serán los protagonistas contra los Eagles.

Wilkerson, quizá porque es joven, dijo no estar preocupado por tener apenas dos días de descanso entre partido.

"Es como otro entrenamiento", dijo. "Practicamos todos los días con uniforme completo. Será parecido. Estoy listo para jugar, no importa cuándo o dónde".

Pese a que tiene apenas un mes como profesional, Wilkerson ya se comporta como un veterano. Según Ryan, su carácter y tenacidad tiene mucho que ver con su crianza.

"No hay mucho que lo intimida", dijo Ryan recientemente. "Es un tipo duro de Nueva Jersey. Es chévere cuando tienes a un tipo de Nueva Jersey. Nueva York, Nueva Jersey, son nuestros y especiales".

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.

Advertising