Mark Sánchez: declaraciones del 12 de enero

¿Has tenido algún problema con Tom Brady?

No, para nada.

¿Cuánto respetas a Brady?

Un montón. Creo que es uno de los mejores en la Liga y se está preparando para tener un gran partido, así que tendremos que jugar bien defensivamente.

¿Qué opinas de los comentarios de Antonio Cromartie sobre Brady?

No tengo reacción alguna. Estoy más preocupado por la defensa [de New England].

¿Qué está en juego este fin de semana?

Es un partido enorme para nosotros. Nos colocaría en la posición que queremos estar y nos llevaría a la final de la conferencia Americana, la cual jugamos el año pasado, y con suerte podremos superar este año. Es un reto difícil. Enfrentamos a una defensa muy buena y a un gran entrenador defensivo en el técnico Belichick, así que tendremos que jugar nuestro mejor fútbol.

¿Te gusta tener otra oportunidad para medirte con los Patriots?

Absolutamente. Después de jugar contra ellos y no jugar nuestro mejor fútbol, y entonces comenzar a jugar muy bien, todo lo que queríamos era otra oportunidad contra ellos. La tenemos esta semana y hay que aprovecharla.

¿Crees que tienes que demostrar algo en Foxboro?

No creo. Creo que el partido es más importante que yo. Creo que se trata de nuestro equipo entero. Claramente, no jugué bien en el partido anterior, pero tampoco jugamos bien en todos los aspectos del juego. Y ya vieron el resultado final. Tenemos que jugar bien, la ofensiva, la defensiva y los cuadros especiales, y todo comienza con el mariscal. Es un duelo digno de nosotros. Estamos entusiasmados.

¿Cuánto ha ayudado el juego de corredores en semanas recientes?

Le quita presión al mariscal. LT [LaDainian Tomlinson], Shonn [Greene] y la línea ofensiva han hecho una gran labor. Las alas y los bloqueadores en el perímetro también han hecho un gran trabajo. El entrenador [Bill] Callahan, el entrenador [Brian] Schottenheimer y el entrenador [Matt] Cavanaugh están diseñando muy buenos acarreos cada semana y de verdad que ha ayudado mucho.

¿Qué significa jugar como visitante contra algunos de los equipos más fuertes de la conferencia Americana la semana pasada y ésta?

Es la máxima expresión del fútbol de postemporada. Es más difícil todavía jugar fuera de casa. Son los pocos que están en tu equipo contra todo el mundo en ese estadio. Así es como lo vemos. Jugamos bien fuera de casa y estamos entusiasmados.

¿Qué significa que ambos equipo imitan las personalidades de sus técnicos?

Son dos estilos distintos, pero no le doy mucha importancia. Está bien cuando los muchachos quieren hablar. Por mi parte, estoy totalmente enfocado en el partido.

¿Qué recuerdas de Aidan Binkley?

Ha sido una inspiración. Te inspira verlo competir y luchar como lo hizo contra algo que le quitó la vida. Sigo apegado a su familia y él tiene un buen asiento para todos los partidos. Una gran asiento.

¿Qué ocurrió en esa derrota por 45-3 contra New England?

¿Cuánta tinta te queda en el bolígrafo? Fue una tormenta perfecta. Jugamos muy mal. Arrancamos mal y ellos muy bien. Y nos arrollaron. Nunca encontramos una respuesta. Básicamente, así sucedió. Cuando estás perdiendo un partido de esa manera, comienzas a forzar tiros por el centro del campo, a lanzar balones interceptados, y al final te matan. Así es como ellos ganan. Es lo que hacen. Se aprovechan de tus errores. No puedes equivocarte contra ellos y así es que tendremos que jugar el domingo.

¿Qué crees ha cambiado entre el último partido contra New England y ahora?

Creo que nos dimos cuenta de cuan mal jugamos y cuan mal comenzamos el partido. Hay que comprender la importancia del tiempo de posesión, de cuidar el balón, de completar tus lanzamientos temprano en el partido, de encontrar un ritmo. Todo eso ayuda. Así es como hemos jugado al ataque y como yo he jugado en nuestros mejores partidos, en nuestras victorias más grandes. Será imprescindible comenzar rápidamente y superar los momentos de adversidad que enfrentemos en el partido, y lo más importante de todo serán los errores de balón. Hay que ganar esa batalla.

¿Cómo ha afectado tu confianza seleccionar la jugada que puso al equipo en posición para el gol de campo ganador contra Indianápolis?

Creo que simboliza como el entrenador Cav y el entrenador Schottenheimer y yo hemos crecido con esta ofensiva, entendiendo el personal que tenemos en el campo de juego, qué jugadas son las más indicadas para un personal específico, y teniendo de reserva por si acaso un par de jugadas. Son las jugadas de emergencia, si se dañan los auriculares, si no seleccionamos la jugada debida, que te dejan improvisar sobre la marcha. No hubiese podido haber hecho eso el año pasado. Es resultado de todo mi trabajo estudiando en el verano y sintiéndome más cómodo con Jerricho [Cotchery], Santonio [Holmes] y Braylon [Edwards]. Es lo que sucede cuando maduras en esta Liga, cuando juegas más partidos.

¿Por qué luciste tan cómodo al final del partido?

Creo que fue porque evalué todo en el medio tiempo en el último partido. No me sentía bien. Estaba tirando sin la puntería debida y no quería dejar de ninguna manera que las cosas se desplomaran. Solo quería regresar al campo de juego y completar mis lanzamientos, ser inteligente, cuidar el balón, no tomar más decisiones estúpidas, especialmente en la zona roja, dejar que el juego de corredores nos ayudara, completar mis tiros y construir sobre esa base. Y cuando fuese necesario, hacer una jugada. Tenemos esa capacidad. A veces es bueno tener el apoyo que tenemos.

¿Ayuda tener mala memoria a corto plazo?

Es bueno y también malo. Si lanzas cinco touchdowns en la primera mitad, cuando regresas al partido tienes que pensar que está empatado 0-0. Es un cliché decir cosas como ésas, pero es la realidad. El entrenador Cavanaugh hizo una gran labor en el medio tiempo asegurándose de que estuviera enfocado, tranquilo, relajado y listo para la segunda mitad. Fue algo grande.

¿Cuánto ha ayudado a tu desarrollo tener a Edwards y Holmes?

Ha sido enorme. Te sacan de apuros con sus grandes atrapadas, rutas muy buenas, por ser inteligentes y por el hecho de que se comunican conmigo durante todo el partido. Así se comportaron Braylon y Santonio en la primera mitad y en el medio tiempo. Me decían: "Vas bien. Estás bien. Vamos a encontrar nuestro ritmo. Nuestro juego". Ambos me le repitieron un sinnúmero de veces. Hubiese sido fácil para ambos decir: "Está perdido. No está jugando bien. No puedo contar con él" o lo que fuese. Me apoyaron, que fue muy importante. Tenemos una gran relación, así que ayuda mucho.

¿Minimiza la presión cuando el técnico Ryan acepta la responsabilidad por una derrota?

Creo que todos aceptamos responsabilidad y todos sabemos que compartimos la culpa por las malas decisiones, las malas jugadas y los malos tiros. Así son las cosas. Él se siente cómodo aceptando mucha de la culpa y eso está bien también. Nos quiere proteger. Habíamos perdido y nos sentíamos todos mal, pero es tiempo de recuperarse y aprender de esos errores. Estaremos listos para jugar.

¿Te sientes obligado a igualar el rendimiento de Brady?

Quizá en mi primer año pensé un poco más sobre eso, de cómo está jugando el otro mariscal e intentando igualar su rendimiento y tener mejores estadísticas y un mejor índice de mariscal. Si juegas al nivel que se supone que juegues, si te enfocas en la defensa, si completas tus lanzamientos y completas las jugadas cuando se presentan las oportunidades, inevitablemente, las cosas irán bien. No hay una buena manera de seguir el juego de Tom. Ni vale la pena. No está preocupado sobre lo que hace el otro mariscal. Está preocupado de la defensa, no de mí.

¿Cuánto tiempo te tomó comprender que no tenías que ser un mariscal perfecto y que podías depender de tus compañeros?

Tenemos a tantos capaces de hacer jugadas grandes que los muchachos te sacarán de apuros. No deberías contar con ello todo el tiempo. Quieres ser perfecto, pero en momentos indicados los muchachos harán una jugada grande, y luego me tocará a mi. Cuando Braylon, Santonio, LT necesitan completar una jugada grande, o Nick Mangold un bloqueo grande, lo hacemos. Cuando estamos jugando nuestro mejor fútbol, los muchachos se ayudan el uno al otro, se dan la mano.

¿Afirmó el partido contra Indianápolis que los Jets fundamentalmente son un equipo que corre con el balón?

Definitivamente establecimos el juego de corredores y parte de la razón fue que no estaba lanzando el balón muy bien. Pienso francamente que cuando jugamos nuestro mejor fútbol –y lo he dicho todo el año–, es cuando tenemos un ataque balanceado y nos nutrimos el uno al otro. Los tiros completos acompañan a las buenas rachas por tierra y las buenas rachas por tierra llegan acompañados por los tiros completos. Me gusta tener un balance.

¿Cómo calificarías la imagen que le presentas al resto del mundo?

Número uno, siempre he respetado al otro equipo, y respeto a todos los jugadores. Ellos y los entrenadores también están trabajando duro. Para mí, no vale la pena decir mucho antes del partido, o después del partido. Los respeto como competidores y no intento provocar con mis declaraciones, pero ése soy yo.

¿Qué piensas de Shonn Greene?

Es un toro. Un corredor duro. Shonn levanta su juego a final de la temporada, y ayuda a LT, ayuda a su línea ofensiva y es como tener una chispa adicional. Parece que tiene piernas frescas. Es fuerte. Baja la cabeza y te pega, haciéndoles la vida difícil a los defensores que intentan derribarlo.

¿Te ha dicho algún rival algo que te haya enojado?

Te pasas tanto tiempo enfocado en tu preparación y estudiando los vídeos, que no hay mucho tiempo para leer los diarios y ver televisión y saber qué dicen de ti. No es importante.

¿Fue tu mala puntería contra los Colts consecuencia de tu lesión de hombro?

Creo que no estaba lanzando el balón bien. Hay días en que estás fuera de ritmo, pero tienes que encontrar un remedio como sea. Creo que hicimos eso, completando tiros cortos al centro del campo, aprovechando las oportunidades cuando se presentaban y dándoles a nuestros muchachos la oportunidad de hacer jugadas. Fue la parte más importante de todas. El tiro a Braylon no fue el mejor del mundo y no me importa aceptarlo. Fue una gran atrapada. Pero tenía que suceder. Ganamos el partido, estamos ahora en la segunda ronda y fue lo que necesitamos.

¿Cómo se siente tu hombro?

Honestamente, me siento mejor de lo que me he sentido en tres o cuatro semanas. Por primera vez en buen tiempo tomé parte en un entrenamiento completo y eso fue enorme. Sabemos que estoy mejorando y lo más importante es que estoy mejorando semana tras semana, así que estoy listo.

¿Cuánta confianza tienes en Wayne Hunter, el sustituto de Damien Woody en la posición de tackle derecho ofensivo?

Un montón de confianza. Wayne ha hecho un gran trabajo respetando a Damien y aceptando que la posición de tackle ofensivo es de [Damien], pero al mismo tiempo cuando le han dado la oportunidad, ha tomado control y no ha fallado en nada. Estoy orgulloso de cómo ha jugado. Está enfocado en el juego, entusiasmado, siempre sonriendo y divirtiéndose. Es un competidor tenaz. Estoy emocionado por él, no puedo estar más feliz. Me mata ver a Woody fuera. Es un día agridulce. Los dos son grandes jugadores y competidores, así que me siento seguro en cualquier caso".

Ahora que tu hombro se siente mejor, ¿puedes decir cuán mal estuvo?

Me siento bien ahora y eso es lo más importante. No fue nada que los preparadores físicos no pudieran manejar.

¿Dice mucho de tu confianza que con el juego en duda, hayas buscado otra vez a Edward con un tiro parecido?

No puedes cambiar las cosas que haces sencillamente porque no estás jugando bien. Nunca puedes perder la confianza. Quizá utilices rutas distintas, quizá tires el balón de una manera distinta, pero nunca debes perder la confianza. Aun si fallas 10 tiros en línea, mantienes la fe de que el número 11 será un strike. Así fue como me sentí. Y además Braylon ya había vencido anteriormente la marca del defensa. Aunque fue una buena jugada defensiva, Braylon hizo una gran atrapada.

¿Cuán frustrante fue fallar anteriormente ese tiro largo a Braylon por el lateral?

Estaba totalmente desmarcado. Te marca el touchdown y sale corriendo fuera del estadio. Hincamos la rodilla y ponemos fin al partido. Por poco nos mata esa jugada. No siempre tienes una segunda oportunidad. Pero cuando la recibimos, la aprovechamos al máximo. Es un tiro que no quieres fallar con frecuencia.

Contra New England, ¿esperas tener oportunidades de tirarles a las alas en los laterales?

Aprovecharemos las oportunidades por los laterales, como lo hacemos cada partido. Serán jugadas calculadas, como lo hacemos cada partido. Seremos inteligentes con nuestros tiros, comprendiendo que estamos al aire libre, en un ambiente difícil, quizá bien frío, quizá ventoso, así que veremos cómo todo se combina y cómo el partido se desarrolla. Estaremos listos para intentar todos los tiros.

¿Sabía Edwards que le ibas a lanzar el balón cuando muchos pensaron que iban a correr con él una vez más antes de intentar el gol de campo?

Creo que tenía una buena idea de lo que venía. Sabíamos por el intento y la distancia [segundo y 8], teníamos una buena idea de los esquemas defensivos que iban a utilizar, y según el esquema que vimos, le tiramos el balón a Braylon. Tan pronto canté la jugada, él supo qué estaba pasando porque anteriormente le había dicho que había fallado en el tiro largo por la banda. El defensa lo había presionado en marca individual y estaba totalmente desmarcado. Se había despegado del defensa y yo fallé. Así que le dije: "Si nos dan otra oportunidad, prepárate". Y definitivamente estaba listo.

¿Cuáles son los beneficios de trabajar por otro año con el coordinador ofensivo Brian Schottenheimer?

Sencillamente seguir en el mismo sistema ofensivo. De hecho, [Mark] Brunell lo mencionó ayer. Dijo: "Sería lo mejor para ti seguir en el mismo sistema ofensivo en tu tercer, cuarto y quinto año, con las mismas jugadas". Es importante porque estás trabajando con él durante el verano, y ahora estoy escuchando las mismas jugadas. Te ayuda en tu crecimiento.

¿Cuál es tu relación con Schottenheimer fuera del fútbol?

Su familia siempre está en el centro de los Jets. Me llevo muy bien con [su esposa] Gemmi. Su padre, Marty, visita con frecuencia y siempre está ofreciendo su opinión. Es chévere escuchar a su padre hablar y tomar parte en las reuniones y pasar el rato, vacilando con nosotros. Tenemos una gran relación. Sabemos cuándo es hora de trabajar y cuándo es hora de divertirte. Tiene dos niños hermosos y pasamos mucho tiempo juntos. La pasamos bien cuando están aquí.

¿Ayuda la relación que tienen fuera del fútbol con la confianza que tienen el uno con el otro dentro del campo de juego?

Creo que sí ayuda tener una relación fuera del campo de juego y tener confianza el uno con el otro. No sé si me dejaría cuidar a sus niños todavía. Muy listo de su parte… [bromeando].

¿En qué tipo de problemas te meterías con los niños de Schottenheimer?

No sé. Pero serían malos.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.

Advertising